Los balnearios del Postiguet.

En este artículo voy a retroceder en el tiempo,. . . . . .


En este artículo voy a retroceder en el tiempo, al Alicante del siglo XIX, sobre el año 1862. Donde nuestra ciudad ya era reclamo turístico con su clima excepcional, su gastronomía sin igual y las templadas aguas del Mare Nóstrum como fondo.

En aquella época empezaron a construirse en la playa del Postiguet unas edificaciones que emergían por encima del mar, totalmente de madera y soportadas con unas vigas del mismo material, con habitáculos destinados a desarrollar la comodidad de sus visitantes, ya que el uso que se les iba a dar era de balnearios, para que los alicantinos y foráneos que vinieran disfrutaran de las bondades para la salud de las aguas salinas del mar Mediterráneo.


Estas instalaciones tenían sus propios nombre. Por citar algunos: La Esperanza, La Confianza, la Alianza, Ferrocarril, El Madrileño. Tres de ellos, La Esperanza, La Alianza y Diana, consiguieron ubicarse permanentemente, ya que eran los mayores en dimensión estructural y muy difícil de montar y desmontar en poco tiempo. El resto sí que lo hacían cuando empezaba y finalizaba la temporada estival.

Fueron utilizados durante muchos años por los alicantinos y las personas que venían a pasar sus vacaciones en nuestra ciudad. Ofrecían sus propios servicios, muy sofisticados para el periodo histórico en que nos encontramos. Como reservar un habitáculo individual o familiar, donde los visitantes se podían cambiar de ropa y ponerse el bañador ajustado de la época. Se bajaba por una escalerilla directamente a las tranquilas y cristalinas aguas del mar. Ofertándose, en paquete aparte con fines terapéuticos, los baños de tina, baños de algas hervidas con propiedades curativas o simples baños de agua de mar caliente e incluso baños de sol en el solario.

Estos baños eran muy recomendados para enfermedades como anemia, atonia y reumatismos crónicos o incluso enfermedades de la piel, como la dermatosis de cualquier tipología. Lógicamente, estos servicios se ofrecían con su baremo correspondiente y la entrada a estas instalaciones era previo el pago estipulado.

Los consejos que daban los facultativos a las personas eran muy peculiares. Les voy a citar un ejemplo: «El baño de mar puede tomarse por gusto o por prescripción facultativa, lo que quiere decir que es medicinal, por cuya razón no se debe abusar de él, permaneciendo mucho tiempo en el agua o excesivamente poco, pues de una u otra forma puede perjudicar a la persona que se baña». Esa era la mentalidad de aquella época.

Estos balnearios llegaron a tener tal fama que todos los veranos se organizaban seis trenes denominados botijo del mes de julio a septiembre. Tras la llegada a la estación de ferrocarril de los botijistas (turistas), éstos permanecerían sobre doce días en nuestra ciudad. Eran recibidos por autoridades locales e incluso con banda de música, solía ser espectacular por la cantidad de personas que bajaban del convoy. Se calcula que, durante el tiempo que estos trenes estuvieron en servicio, Alicante fue visitada por alrededor de treinta mil personas, un verdadero éxito, teniendo en cuenta los medios de transporte existentes.

En el año 1969 desaparecieron para siempre de la Playa del Postiguet, ya que el Paseo de Gomiz se iba a remodelar y estas edificaciones se habían quedado totalmente obsoletas para su uso. Tenían que actualizar y modernizar sus instalaciones a fondo y, además, afeaba la panorámica que se veía del Mediterráneo, ocupando una parte muy importante de la playa.

Las personas de entre cuarenta a cincuenta años hemos tenido la suerte en nuestra infancia de entrar en estas edificaciones de madera, hasta el fondo de su pasillo central, que nos adentraban hacia el mar, provocando que el sentido de la vista se deleitara con la panorámica que se observaba, dando la sensación de encontrarse a bordo de una embarcación.

Los balnearios de la playa del Postiguet han sido una parte muy importante de la historia de Alicante y fueron en su tiempo un reclamo para el turismo permaneciendo en pie más de un siglo, compartiendo con los alicantinos, vivencias de épocas pasadas.
FUENTE..  http://www.laverdad.es/alicante/prensa/20070129/alicante/balnearios-postiguet_20070129.html
www.manuelesteban.net
ESTE ARTICULO ES SOLO INFORMATIVO TIENEN QUE CONSULTARLO Y VERLO EN SU WEB ORIGINAL.
© RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS DEL AUTOR